Archivo por meses: febrero 2010

#41

¿Y que más da, qué importan las explicaciones que puedas dar? A veces las cosas simplemente salen mal y no hay forma de arreglarlo. A veces, no te queda otra que “resetear”. Los recuerdos son traicioneros.

Los recuerdos son traicioneros, nos manipulan, nos generan prejuicios, insatisfacción. Los recuerdos nos previenen y nos protegen, a veces en exceso.

Los recuerdos del dolor nos hacen como somos. Yo creo que uno es lo que disfruta y, sobre todo, lo que sufre.

Ni soy psicólogo, ni nada parecido y creo que hay sesudos y documentados estudios que explican nuestros mecanísmos de defensa. Esa fase en la que el temor a volver a sufrir te hace renunciar a muchas cosas. Es triste, es como salir a empatar, sabes que podrías ganar pero tienes miedo a perder.

Se habla a menudo del temor a lo desconocido pero yo creo que eso es cuestión de carácter. En muchas cosas, y más si hablamos de sentimientos, el temor a volver a sufrir es tan terrible, que eso nos lleva a traicionarnos a nosotros mismos. Y, a veces, esa traición puede tener consecuencias vitales, puede cambiar nuestra vida. Supongo que eso es a lo que los especialistas llaman trauma.

Yo pienso que es una cuestión de actitud frente a la vida, que los palos nos duelen a todos pero que “no vivir por haber vivido” es una opción triste. No, es una opción trágica. A veces el riesgo merece la pena.

Vete tu a saber porque me sale escribir esto con esta canción. Y es que, no se si esto es lo que la canción significa, no sé lo que te dice a ti, no me interesa entenderla, yo la siento de esta forma. Y es una forma especial. Para mi, y para mucha gente, está es mi canción favorita de Dave Matthews. Seguramente las hay mejores pero esta canción tiene emoción, me produce tristeza, me hace sentir pasión y, de alguna manera, me genera esperanza.

Este post es completa y absolutamente prescindible, lo imprescindible es la canción. Tanto que te dejo dos versiones, una acustica, Dave Matthews y Tim Reynolds en el Radio City Music Hall de Nueva York. Por favor, fijate en sus caras y fijate en las caras del público.

La otra versión es muy especial, esta es para valientes (alguno dirá que para ociosos). Es una versión que necesito escuchar de vez cuando, y que me deja una sensación de bienestar increible. Aviso, es especial, es Dave Matthews Band acompañados por Bela Fleck And The Flecktones y son más de 32 minutos!!! de una maravillosa “jam” de rock, jazz y folk. Si te atreves y tienes tiempo, relajate, escuchala con calma y me cuentas.

Ah, ¿Que por qué se llama número 41? Bueno, yo creo que a veces, las preguntas más dificiles tienen la respuesta más simple. Supongo que era dificil ponerle título a una canción tan increible. Esta es la canción número 41 que Dave Matthews escribió.

Para ver la letra de #41 en español e inglés, pincha aquí.

Dave Matthews & Tim Reynolds “#41″

Dave Matthews Band & Bela Fleck and The Flecktones “#41″

Pincha aqui para escuchar y descargar el audio de  #41 Dave Matthews Band (feat. Bela Fleck And The Flecktones)

“Estuve volando en el cielo,

y sé que era un sueño,

porque nunca antes había volado.

Y  pasaba por las estrellas, y por los planetas…

y sé que era un sueño porque

nunca antes había volado.

fui lejos y más lejos,

hasta que vi este  pequeño planeta azul,

y algo me hizo ir allí,

y pensé que era un sueño porque

nunca antes había volado.

Y aterrizé en este pequeño planeta

y despues encontré

a la banda mas grande del Universo,

Bela Fleck And The Flecktones.”